15 agosto 2021

Amalia Domingo Soler

 

Amalia nació en Sevilla el 10 de noviembre de 1835. Su salud estuvo marcada desde su infancia por ser muy frágil y unos problemas oculares ya desde los 8 años, a pesar de los cuales, demostró un gran interés por la literatura, desde su infancia. De una familia humilde, se vio obligada a dedicarse a la costura como medio de subsistencia. Situación que ya una vez trasladada a Madrid en la década de 1860, donde tuvo que padecer muchas dificultades, teniendo que recurrir a instituciones de caridad, hizo que su problema con la vista se agudizara, hasta quedar casi ciega. Esto la llevó a una crisis personal, que la llevó, en los años 1870 a entrar en contacto con el espiritismo, tras una aparición de su difunta madre, por medio de la revista El Criterio.

Amalia quedó fascinada por las doctrinas espiritistas, muy en boga a lo largo de la segunda mitad del siglo XIX, considerando que, con ellas, encontraba respuesta a todas las cuestiones trascendentales. Con su primera colaboración en El Criterio, entró en contacto con el vizconde de Torres Solanot, un reconocido espiritista que la acogió bajo su protección. Desde entonces y hasta su muerte, colaboró en publicaciones especializadas en esa materia, tanto españolas como americanas.

En junio de 1876 se traslada definitivamente a Barcelona, al ser llamada por la sociedad espiritista que editaba la revista La Buena Nueva. En la ciudad condal dirigió, durante mas de quince años, a partir de 1879, la publicación La Luz del Porvenir. Estrechamente vinculada con la masonería y las tendencias librepensadoras, consideraba imprescindible la instrucción pública para el necesario progreso de la sociedad, doliéndole profundamente el atraso en que se encontraba España, del que culpaba a la Iglesia católica, razón por lo que sostuvo continuas polémicas con figuras representativas de sus altas jerarquías.

Sus últimos años de vida transcurrieron con la salud muy quebrantada, hasta su fallecimiento como consecuencia de una bronconeumonía, el 29 de abril de 1909, en Barcelona.


No hay comentarios:

Publicar un comentario